Regalos originales para San Valentín

Ideas y consejos para el día del amor

El 14 de febrero es San Valentín, el día de los enamorados. Es decir, un día para celebrar el amor y pasarlo en pareja. Como es normal, a todos nos gusta tener un detallito con esa persona especial. Pero ¿qué le regalas a una mujer que lo tiene todo? ¿Qué quieren los hombres por San Valentín?

Aquí encontraréis ideas de regalos para él y para ella, y algunas sugerencias para disfrutar de una cena romántica.

Regalos de San Valentín para ella

Rosas, bombones, pendientes… Son regalos clásicos de San Valentín para ellas. Muy bonitos, sí, pero ¿y si por una vez les regalamos algo práctico y que además les haga ilusión? Está claro que una plancha o un aspirador son útiles, pero pueden mandar el mensaje equivocado. ¿A tu chica le gusta cocinar o relajarse en el sofá? Pues tenemos un par de ideazas para que le regales este San Valentín.

Regalos de San Valentín para él

Igual que a las mujeres, a ellos también les gusta recibir regalos por San Valentín. Pero… ¿qué quieren los hombres en este día? Ya, dicen que el amor entra por el estómago y con una cena a la luz de las velas nunca fallas. Aun así, ¿quieres que este año sea más especial? Tal vez podamos inspirarte un poco con nuestras ideas de regalos para él.

Consejos para una cena a la luz de las velas

Más romántico, imposible

El clásico absoluto del día de San Valentín es una cena romántica para dos. Al fin y al cabo, el amor entra por el estómago. Si este año has decidido cocinar para tu pareja en lugar de ir a un restaurante y buscas los mejores consejos para pasar una velada romántica, aquí tienes nuestras mejores recomendaciones para ponerle el broche de oro a la cena.

Qué cocinar en San Valentín

¡Si está bueno, todo vale! No tiene por qué ser siempre un elaborado menú de cinco platos, lo importante es que esté hecho con amor. Los platos que podáis preparar juntos son una idea genial, como el sushi o una raclette.

Crear la atmósfera adecuada

Ya seas principiante, avanzado o profesional en la cocina, preparar bien la mesa da puntos siempre. Lo que no puede faltar en una velada romántica son, obviamente, las velas. Con una chimenea eléctrica, por ejemplo, se consigue una atmósfera aún más especial. Acompañada de una mesa decorada con cariño, nada puede salir mal.

Desconectar

El día de San Valentín es para pasar tiempo juntos. Es decir, ¡fuera los móviles y la tele, apagada! No hay nada menos romántico que las molestas notificaciones y tener a tu pareja despistada.

Tener en cuenta la música ambiente

A una cena romántica le corresponde un acompañamiento musical adecuado. Lo mejor es optar por algo discreto (por ejemplo, versiones instrumentales) y mantener el volumen bajo para que no interfiera en la conversación.

El colofón ideal

¿Sabes cómo rematar una maravillosa cena a la luz de las velas? Con el postre. Puedes ir a lo clásico y mimar a tu pareja con una mousse de chocolate o una tarta en forma de corazón, o causar sensación con fruta fresca y una fuente de chocolate. ¡Inolvidable, seguro!

Ver el producto

Ofertas destacadas

Hacia arriba