Hornos

¿Qué horno elegir para tu cocina?

El horno es parte integral de la cocina y te permite cocinar pequeños platos caseros, tartas, pan o incluso bollería. Antes de embarcarte en esta compra, es importante que definas claramente tus necesidades porque existen varios modelos de hornos eléctricos: horno vapor, horno pizza, horno encastrable y minihorno u horno sobremesa.

Horno eléctrico o de gas

Puedes elegir entre dos tipos de energía: eléctrica o de gas, sabiendo que la mayoría de los hornos encastrables son hornos eléctricos.

El horno eléctrico funciona con una corriente eléctrica que genera calor distribuido por convección natural o con un pequeño ventilador mediante resistencias. Tiene la ventaja de ser apto para cualquier tipo de hogar ya que una toma de corriente es suficiente para enchufarlo, además, cocinar es fácil y preciso pero puede ser criticado por gastar más energía que un horno de gas.

El horno de gas funciona con gas de la ciudad o gas de una bombona de butano o propano, y está compuesto por quemadores colocados en el techo y en la base del horno que genera calor. Puede ser una buena alternativa si tu cocina ya está conectada al gas de la ciudad, la llama es más fácil de controlar y a diferencia de un horno eléctrico, no seca los alimentos.

Métodos de cocción con horno eléctrico

Los hornos eléctricos modernos suelen permitirte utilizar cuatro modos de cocción diferentes: horno estático, horno con ventilador, grill (también con recirculación) y horno vapor. Los hornos combinados más avanzados en algunos casos incluyen programas preestablecidos, como la función de cocción multinivel, que gestiona de forma independiente el ciclo de trabajo de los diferentes elementos calefactores, combinando estas funciones principales.

Horno estático

El calor es generado por dos elementos, ubicados en la base y en la parte superior del dispositivo, que se calientan a medida que la electricidad pasa a través de ellos. El calor se difunde por radiación, lo que es especialmente adecuado para la preparación de asados, pan y pizza.

Horno ventilado

Para asegurar una cocción más homogénea, además de los elementos calefactores, los hornos ventilados generan un flujo de aire que transmite el calor por convección, dando a la parte exterior de los alimentos un aspecto más crujiente y suave en el interior, ideal para preparar tartas de masa madre, pescado, verduras y lasaña.

Un horno de ventilación eléctrica asistida está equipado con un elemento calefactor circular adicional ubicado cerca del ventilador, que calienta el aire introducido en el interior, permitiendo que los diferentes niveles se utilicen con la máxima eficiencia.

Horno grill

La bobina superior brilla intensamente, alcanzando las altas temperaturas necesarias para un dorado perfecto o un gratinado al horno. Es fundamental colocar la comida a una buena distancia del grill para evitar que se queme, y cuando esté disponible, se puede activar el ventilador para facilitar la recirculación del calor generado por la bobina por todo el compartimento, combinando los principios de radiación y convección. Una buen ejemplo de horno grill vendría a ser el horno pizza, el cual se ha hecho muy popular en los últimos años, gracias al resultado final que ofrecen.

Horno vapor

Esta función está presente en determinados modelos tope de gama equipados con depósito de agua. Sin embargo, la función del vapor, introducido en pequeñas cantidades en el aparato, no es para cocinar los alimentos, sino simplemente proporciona algo de humedad durante la cocción, mantiene los alimentos más jugosos y evita que se cocinen.

Las diferentes opciones de horno

¿Pasas mucho tiempo en la cocina o te gusta experimentar con recetas elaboradas? Si es así, puede ser una buena idea gastar un poco más y conseguir un dispositivo con funciones adicionales, para mayor comodidad y seguridad.

La función de precalentamiento rápido es útil cuando se preparan recetas como tartas. Con esta función se inicia el proceso de cocción cuando la temperatura interna ya está en su máxima potencia. Gracias a la función de precalentamiento rápido, su horno puede alcanzar la temperatura óptima en solo unos segundos.

Con la cocción programada, también puedes programar las horas de funcionamiento de tu horno con varias horas de antelación y verificar las distintas fases de cocción en la pantalla digital.

La cocción automática, a su vez, permite que el horno establezca los parámetros de cocción adecuados, incluida la temperatura, el tiempo, los elementos calefactores a utilizar y el modo, según el alimento o la receta seleccionada en el menú.

Con la opción multinivel, puedes cocinar dos platos al mismo tiempo, colocándolos en dos bandejas diferentes del compartimento interno, sin riesgo de contaminar los sabores y olores. Si deseas crear una secuencia personalizada de las diferentes fases de cocción, te recomendamos que elijas un modelo equipado con función de memoria.

Las funciones disponibles en la pantalla y el bloqueo de la puerta son útiles para evitar abrir o cambiar accidentalmente los programas de cocción, especialmente cuando hay niños en la casa.

¿Qué es un horno pirolítico?

Mantener tu horno limpio es de suma importancia no solo para la higiene, sino también para el mantenimiento y la durabilidad adecuados. Especialmente cuando el horno está instalado debajo de la placa de cocina, la limpieza es incómoda y agotadora. Para superar este problema, algunos modelos ofrecen la innovadora función automática de limpieza en caliente, basada en el principio de pirólisis.

¿Qué es? Al seleccionar la opción adecuada en la pantalla de control, el compartimento interno se calienta a una temperatura de alrededor 500 °C, de modo que la suciedad causada por las salpicaduras o la grasa incrustada en las paredes se carboniza y cae en forma de ceniza en la base. Una señal acústica le informa que puede volver a abrir el aparato y eliminar los residuos con un simple paño húmedo.

Los hornos pirolíticos ofrecen múltiples ciclos de limpieza, con diferentes tiempos de programas. El más corto, alrededor de una hora, es suficiente para eliminar los olores residuales de la cocción, mientras que el más largo es suficiente para eliminar las incrustaciones. El horno gestiona el programa con total autonomía y seguridad, requiriendo un mínimo de trabajo manual para la limpieza y evitando el uso de productos químicos contaminantes.

¿Cómo instalo un horno en mi cocina?

Es importante definir claramente dónde quieres instalar tu horno, bien sea un horno sobremesa, un minihorno un horno encastrable, asegurándote de que los muebles de tu cocina puedan soportar altas temperaturas y que el espacio del que dispongas sea suficiente para que quepan. Recomendamos que proporciones un espacio de al menos 5 cm entre el gabinete y las paredes del horno para permitir que el aire circule entre los dos, también debe proporcionar una abertura en la parte posterior del horno y la longitud del cable proporcionado.

No coloques tu horno empotrable cerca de un refrigerador o, si no tiene otra opción, instala el aparato en un gabinete capaz de soportar altas temperaturas.

Hornos Klarstein: elegancia y funcionalidad para tu cocina

Gracias a su versatilidad y mayor eficiencia energética, los hornos eléctricos modernos se encuentran ahora en la mayoría de las cocinas del mundo y están reemplazando gradualmente a los hornos de gas tradicionales. Sus funciones avanzadas permiten un ajuste fino de la cocción de alimentos y la gestión del calor interno, lo que hace que sea fácil y seguro preparar tus recetas favoritas.

No importa qué funciones estés buscando; Al igual que los frigoríficos y las lavadoras, los hornos pertenecen al segmento de los grandes electrodomésticos. El aspecto más importante a tener en cuenta a la hora de elegir un horno no es solo el uso que se pretende hacer de ellos, sino también el diseño, en consonancia con tu cocina, especialmente cuando optas por un horno encastrable.

En Klarstein encontrarás a la venta una amplia selección de hornos multifuncionales, diseñados para ofrecer el máximo rendimiento y una mayor facilidad de uso.

Descubre más electrodomésticos

Hacia arriba